🦌

Los saiga y el cambio climático

 
¿Alguna vez has visto a ese antílope que tiene la nariz como tú?
Son los corzos de las estepas de Kazajastán. Suena a mucho frío o mucho calor, ¿no?.
Estos antílopes son famosos por sus migraciones kilométricas en manadas de hasta 200.000 individuos y por su apariencia inusual.
También son conocidos porque los pobres están en peligro crítico de extinción.
¿Te suena este acrónimo MME en inglés?
Mass mortality event.
En el 2015 un grupo de científicos, se encontraron con algo casi tan desconcertante como la aniquilación masiva de estrellas de mar que hubo hace unos años en en la costa este de los Estados Unidos.
En la zona de los Urales, hasta donde la vista alcanzaba, habían cadáveres de madres con sus crías que parecían haber caído muertos en el sitio mientras comían.
200.000 ejemplares narigudos menos.
¿El culpable?
El alza en las temperaturas por el cambio climático despertó a una bacteria que se llama "Pasteurella multocida" que vive en sus gargantas.
Cuando hay exceso de calor y humedad se activa, pasa al torrente sanguíneo y les envenena la sangre.
Estos eventos de mortalidad masiva empujan a las especies víctimas al borde la extinción y rompen con la cadena alimenticia.
War on animals.
Ahora quedan menos de 50.000 ejemplares que corren a más de 60 km por hora mientras escapan de los cazadores furtivos que quieren arrancarles los cuernos para usos medicinales en China.
 
Happy Monday?
 
P.D.: el grupo de científicos estaba liderado por el Dr. Peter Kock, profesor de estudios salvajes y enfermedades emergentes de la Escuela Veterinaria de Londres. 😉